¿Qué son los préstamos para consumo?

chica-buscando-prestamos-por-internet

El término préstamos para consumo usualmente significa una cantidad de dinero que es prestada a una persona generalmente sin garantía. El objetivo del préstamo es principalmente personal. Esos tipos de préstamos a veces se conocen como crédito de consumo o préstamo al consumo. 

Hay muchos tipos diferentes de préstamos para consumo. Antes de solicitar uno es importante saber cuáles son las características y objetivos de cada uno. En su mayoría, los préstamos pueden dividirse en créditos cerrados y créditos rotativos. Ambos tienen sus propias subcategorías. 

Diferentes tipos de créditos cerrados

Uno de los más comunes sin duda es el préstamo con garantía hipotecaria. Cuando hayas comprado una casa para tu familia, los gastos no se limitarán únicamente a los pagos mensuales de tu hipoteca. Una vivienda es un bien en constante evolución y necesita cuidados y reparaciones. Siempre hay que hacer algunos trabajos de remodelación. 

Usar un préstamo con garantía hipotecaria puede conseguirte dinero por el valor de tu vivienda. Los términos usualmente varían entre cinco y quince años. El dinero se usa principalmente para mejorar la vivienda o para realizar alguna construcción en los alrededores de la vivienda.

Al solicitar un préstamo con garantía hipotecaria realmente tienes que pensar las cosas con detenimiento. La vivienda será la que esté en riesgo si tienes problemas serios con tus pagos mensuales. Nunca vayas más allá de lo que realmente puedes permitirte. Considera estirar el préstamo un periodo de tiempo más largo para estar seguro de que puedes hacer los pagos. 

Otro préstamo muy común es un préstamo para coche. Casi todos los que tienen un coche lo compraron con ayuda de un préstamo para coche. Los coches nuevos son costosos y la gente pocas veces tiene esa cantidad de dinero ahorrada. 

Antes de que empieces a soñar con tu coche nuevo, debes tener una idea clara de cuánto puedes gastar en él. Luego, según tus posibilidades financieras, puedes buscar coches que cumplan con estos criterios. 

Quizás sea tentador comprar un coche más costoso y extender los pagos durante más tiempo. Sin embargo, esto no es una buena idea. Los coches se devalúan con el tiempo y es posible que llegues a un punto en el que todavía estarás pagando tu crédito y tu coche ya habrá perdido su valor, surgiendo la necesidad de comprar uno nuevo. 

Por supuesto, hay más créditos cerrados – diferentes microcréditos y préstamos rápidos por ejemplo - pero los anteriores son los más comunes. 

¿Qué es un crédito rotativo?

El término crédito rotativo representa préstamos que pueden usarse repetidamente y seguir abiertos durante el tiempo que se necesiten. Si no se paga en su totalidad cada mes acumula intereses (esto es determinado por la tasa del préstamo).

La forma más común de crédito rotativo sin duda son las tarjetas de crédito.  Son usadas en todo el mundo y cada persona que tenga ingresos estables tiene al menos una.

Las tarjetas de crédito generalmente se usan durante viajes o para hacer reservaciones de hotel y comprar tiquetes de avión. También se usan en emergencias inesperadas. Algunas personas eligen usar sus tarjetas de crédito para pagar gastos diarios como alimentación y transporte y luego pagan todo el dinero a fin de mes para que la tarjeta no cobre los intereses. Las tarjetas de crédito tienen un límite que es establecido por el banco y depende de tus ingresos – entre más ganes, mayor será el monto que puedes gastar. También se relaciona con tu historial crediticio – si es bueno el limite el mayor. 

Otro crédito rotativo popular es la línea de crédito con garantía hipotecaria. Parecida al crédito con garantía hipotecaria la línea de crédito te presta dinero tomando como garantía el valor de tu vivienda. Esta es una cuenta rotativa con la que debes tener cuidado para no exceder el patrimonio que hayas conseguido. Asimismo, ten en cuenta que también en este caso, tu vivienda se usará como garantía. 

La línea de crédito con garantía hipotecaria se usa principalmente para reparar o remodelar algo en la vivienda. A menudo esto se hace para aumentar el valor de la propiedad.

¿Qué debo tener en mente al solicitar un préstamo para consumo?

Recurre siempre a un prestamista legal. Hay muchas opciones en línea además de los bancos, por eso es bueno que investigues un poco. 

Familiarízate con las tasas de interés que los diferentes prestamistas ofrecen para estar seguro de obtener la mejor para ti. 

Ten en cuenta tu situación financiera actual así como también tus planes a futuro. Si planeas cambiar de empleo o mudarte a otro país es posible que no sea un buen momento para solicitar un préstamo. 

Asimismo, piensa detenidamente en la duración del préstamo – cuál es plazo más óptimo para ti. 

¿Cómo solicito un préstamo?

A menudo el proceso de solicitud es el que desanima a las personas al momento de pedir un préstamo. Con Credy no existen ese tipo de problemas. 

¿Estás listo para obtener tu préstamo en 10 minutos?

 ¡Consigue tu dinero ya! 

Credy intermedia préstamos y encontrará una solución idónea para cada cliente, sin importar su necesidad financiera. 

La solicitud es sencilla y rápida. Tienes que proporcionar tu nombre, número de identificación personal, correo electrónico y número telefónico. Después de hacer la solicitud, Credy te contactará en poco tiempo con las ofertas de los socios para que puedas elegir la que más se ajusta a tus necesidades. Cuando hayas confirmado la oferta, el dinero será transferido a tu cuenta.


¿Estás listo para obtener tu préstamo al instante?

¡Consigue tu dinero ya!