Cómo emprender sin dinero

Si estás pensando si emprender, o no, vamos a darte las claves que necesitas para comenzar a desarrollar tu proyecto. Te mostraremos cuáles son las ayudas, subvenciones y los tipos de financiación que puedes encontrar para desarrollar tu negocio. Debes tener claro que emprender sin dinero es factible, pero no siempre es lo más fácil. Siempre necesitarás la ayuda del gobierno, de una entidad financiera o de un mentor.

A continuación, presentamos las ayudas que puedes encontrar a nivel estatal y también, otras alternativas de financiación: crowdfunding, business angel, préstamo personal… ¡Comencemos!

emprender sin dinero

Cómo emprender sin dinero ¡Te lo contamos todo!

Ayudas y subvenciones para emprender sin dinero

Anualmente se convocan una serie de ayudas para emprender con poco dinero. Estas pueden encontrarse a nivel estatal, en las comunidades autónomas, en las entidades locales, etc. Todo depende del sector al que se dediquen y del ámbito de expansión que tengan en mente. Si bien, vamos a centrar la atención en las ayudas que se proporcionan de forma general a todas las comunidades.

Jóvenes emprendedores

Muchos jóvenes cuentan con ideas de negocio económicas, pero que no siempre pueden desarrollar. Por eso mismo es adecuado contar con una ayuda a nivel estatal que fomente y apruebe su proyecto.

En un país en el que cada vez hay más jóvenes desempleados debemos destacar la ayuda Préstamo Participativo de Creación de Empresas para Jóvenes de la Empresa Nacional de Innovación. Está destinado a menores de 40 años que quieran crear negocios sin inversión o que no cuenten con ello. Principalmente se centran en proyectos innovadores y viables.

Capitalización del desempleo

Crear un negocio sin dinero es una alternativa poco, o nada, viable. Siempre vas a necesitar una ayuda, por lo que el pago único por desempleo puede ser la mejor opción. Ayuda a que comiences tu nueva vida como autónomo y a que muchas personas abran negocios con poco dinero.

Los requisitos para beneficiarte de la totalidad total del paro que has acumulado son:

  • Crear una actividad dirigida al autoempleo.
  • Derecho de cobro de al menos, tres meses.
  • No haber comenzado la actividad en el momento de la solicitud.
  • Iniciar la actividad en un mes, como máximo, después de obtener la ayuda.
  • No haber obtenido esta ayuda los últimos 4 años.

Mujeres emprendedoras

El Ministerio de Igualdad quiere que las mujeres emprendan más y busquen sus propios proyectos. Para ello ofrece microcréditos a personas que tengan dificultades para emprender, por lo que si tienen buenas ideas sin dinero están dispuestos a ayudar. Si quieren obtener esta ayuda habrá que presentar las dificultades financieras y la situación en la que se encuentre.

Por otra parte, el Instituto de la Mujer es otro organismo que ofrece numerosas subvenciones para ayudar en todo momento. Además, se centran en asesorar a nivel técnico y financiero.

Innovación y emprendimiento

Emprender sin dinero puede ser una realidad siempre y cuando la idea de negocio sea potente a nivel tecnológico y viable. El Ministerio de Economía y Competitividad ofrece una reducción fiscal de entre el 35 y el 60% a los proyectos destinados al desarrollo e investigación.

Las ayudas destacadas en esta línea que te ayudarán a crear un negocio con poco dinero son:

  • Empresas de base tecnológica (EBT) focalizadas en la innovación.
  • Programa Neotec. Se caracterizan por unir la tecnología con la investigación.
  • Programa Innvierte. Promoción de la innovación y las nuevas tecnologías.

Ahora ya conoces los tipos de ayudas y subvenciones más conocidos para emprender sin dinero en España. Ahora, vamos a contarte otro tipo de alternativas de financiación.

Otras alternativas de financiación

Familia y amigos

Es una alternativa de inversión. Muchas personas la tienen en cuenta cuando están pensando en negocios sin inversión. Consiste en que tus amigos, conocidos y familiares te presten una cuantía determinada de dinero para que comiences a expandirte y a crecer.

Estas personas suelen conocerte, así que saben perfectamente si eres responsable y si pueden confiar en ti. Además, tú te comprometes con devolverles esa cantidad económica cuando sea factible. Si bien, puede ser una alternativa de financiación un poco complicada y no todas las personas están de acuerdo en involucrar asuntos personales y profesionales.

Crowdfunding

Una de las opciones más famosas y más adoptadas en los últimos tiempos. Consiste en obtener financiación a través de un grupo de personas o colectivo, a través de internet. Si tu proyecto es atractivo y gusta, las personas serán capaces de invertir grandes sumas de dinero para que salga adelante.

Eso sí, ten en cuenta que la mayoría harán donaciones pequeñas, pero granito a granito se hace el camino.

Business angel

El “” es un inversor o particular que invierte su propio capital en tu proyecto. ¿Por qué lo hace? Generalmente porque cree en él y ve posibilidades de futuro a tu idea. Estas personas pueden ayudarte y asesorarte como si fueran tus mentores o, solamente invertir el dinero.

Puede que exijan una parte o un porcentaje de tu proyecto al haber ayudado a su expansión en sus comienzos. Es una forma muy viable de crear negocios sin dinero. Si bien, te aconsejamos crear un contrato en el que se establezca el número de años que esa persona tendrá parte de tu empresa. De esta forma, si queréis realizar un nuevo contrato tendréis opción y si no, la relación contractual finalizaría.

Préstamo personal

Credy te ofrece préstamos personales para comenzar negocios sin inversión, adaptados a tus necesidades. Gracias a esta compañía puedes disponer del dinero que tanta falta te hace, sin tener que depender de los demás.

Si has tratado de obtener ayudas financieras a través del Estado y, este, te las ha denegado, esta es una buena alternativa. Puedes disponer de créditos de hasta 750 euros en 24 horas. No tendrás que esperar, cubrir papeleos ni tener que justificar la viabilidad de tu proyecto. Esta opción permite disfrutar del dinero que precisas, sin importar si quiera si estás en la lista de morosos de ASNEF.

Si quieres más información, solo debes entrar en la página de Credy e informarte.

Capital de riesgo

El capital de riesgo se conoce también como “”. Es un tipo de financiación que se emplea en proyectos con riesgo y potencial significativamente elevados. Suelen ofrecer un producto novedoso y tecnológico. El capital se obtiene de un grupo de inversores que cuentan con una parte de tu negocio.

El objetivo es aumentar el valor de tu proyecto para que los inversores puedan conseguir unos beneficios interesantes. Una vez el negocio haya alcanzado un estado óptimo, estas personas se retiran con la ganancia sustraída.

Como puedes ver, hay muchos tipos de financiación para emprendedores. Puedes beneficiarte de las ayudas o subvenciones del estado, pero también cuentas con otras alternativas interesantes. Un préstamo personal, capital de riesgo, business angel…

Tú decides cuál solicitar y de qué forma conseguir que tu negocio salga adelante. ¡Mucha suerte!

¿Estás listo para obtener tu préstamo al instante?

¡Consigue tu dinero ya!