Qué es el diferencial aplicable y cómo utilizarlo

En el momento en el que se pide una hipoteca, la entidad bancaria cede el dinero a un determinado tipo de interés. Ese tipo de interés al que se presta el capital se calcula sumando el diferencial aplicable y el Euribor. ¿Qué es el diferencial en una hipoteca? Para explicarlo, en primer lugar debemos tener claro qué es el Euribor y cómo ha cambiado su relación en los últimos tiempos tras la desmesurada bajada que ha sufrido.

que es el diferencial aplicable

¡Descubre qué es el diferencial aplicable en un solo post!

Antes de comenzar, ¿Qué es el Euribor?

El Euribor existe desde que se creó el Euro como moneda, allá por 1999. No es otra cosa que el tipo de interés que aplican a las operaciones entre bancos europeos, es decir, el porcentaje que paga como tasa un banco en el momento en el que otro banco le presta una cantidad. A efectos no actúa sólo como un tipo de interés, sino que viene siendo la media a la que los distintos bancos de Europa se prestan capital.

El precio del Euribor ha bajado mucho debido a las medidas destinadas por el Banco Central Europeo para favorecer la concesión de créditos urgentes, fomentar la inversión y, en general, el consumo. Según se controló la inflación en la Eurozona, se impulsaron todo tipo de políticas destinadas a favorecer el crecimiento económico de los países de la Unión Europea. Entre esas medidas, el Banco Central Europeo apostó por comprar masivamente bonos que permitiesen aportar liquidez al sistema financiero de los países cuya moneda oficial es el euro.

Para saber cómo está el Euribor lo tendrás muy fácil: se publica diariamente y lo podrás consultar cuando te interese conocer cuál es su situación. Esto te servirá de gran ayuda si estás pensando en solicitar un préstamo para una hipoteca. Sin embargo, en lo que te debes fijar en ese caso es en otro valor, ya que se suele utilizar como referencia la media mensual del Euribor a un periodo de un año.

El tipo de interés al que se otorga un préstamo hipotecario puede ser variable o fijo, aunque suele ser variable. Esto es así ya que en caso contrario los bancos asumirían un riesgo mucho mayor, ya que los plazos de amortización de un préstamo hipotecario suelen ser muy amplios. Es ahí cuando entra en juego el Euribor. Pero también el diferencial que se aplica, por lo que debes saber de antemano cuál es el diferencial de hipoteca 2017 antes de lanzarte a solicitar un préstamo hipotecario.

¿En qué se basa el diferencial aplicable?

Ya sabemos qué es el Euribor. Pero, ¿y qué es el diferencial en una hipoteca? ¿De dónde sale esta variable para que haga variar el precio de una hipoteca? Es un porcentaje fijo y se suma al Euribor para saber el precio final de una hipoteca. El diferencial de una hipoteca viene a representar la remuneración que obtiene la entidad bancaria a partir de los correspondientes intereses que se incluyen en un préstamo hipotecario. ¿Y es este diferencial el mismo en cada banco? No. Cada entidad lanza al mercado financiero sus propias ofertas, hipotecas que cuentan con un diferencial propio y adaptado a su oferta hipotecaria.  

¿En qué debo fijarme a la hora de pedir un préstamo hipotecario?

Como ya os hemos dicho, la gran parte de las hipotecas que conceden los bancos españoles responden a tipo variable. Eso ha podido venir muy bien a todas aquellas personas que han comprado una vivienda en hipoteca en los últimos tiempos, ya que el Euribor ha bajado a niveles nunca antes vistos. Es por eso que actualmente es mejor fijarse en cuál es el diferencial bancario aplicado para saber cuánto pagaremos por una hipoteca. En realidad, para saber exactamente cuánto de cara nos saldrá una hipoteca, es mejor acudir al tipo de interés nominal (TIN). Este índice es la suma del Euribor y el diferencial aplicable de una hipoteca.

En la práctica, esto supone un problema para los bancos. Cuando el interés de una hipoteca sea negativo por la bajada del Euribor y si la tasa aplicada del Euribor rebasa el diferencial aplicable) la deuda del préstamo debería bajar, ¿o no? E incluso podría darse que los intereses pasasen a ser negativos. Esto no es así. Las entidades bancarias lo interpretan de otra forma,  por lo que puede que en un futuro (no muy lejano) veamos muchos casos de estos en los tribunales.

Planifica tu economía a la hora de solicitar una hipoteca

Todos sabemos lo difícil que es pagar una hipoteca. Mes tras mes, son muchas las personas que hacen auténticas virguerías para poder pagarla y no entrar en un bucle muy peligroso. Y es que cuando se deja de pagar una cuota de la hipoteca, puedes empezar los problemas. Siempre es mejor estar al día con tu préstamo hipotecario. ¿Qué hacer entonces cuándo no somos capaces de pagar nuestra cuota mensual de la hipoteca en un determinado mes?

En el caso de que un mes te veas con la soga al cuello (siempre en términos económicos) tienes la posibilidad de solicitar un préstamo de Credy. En el mismo momento que necesites una pequeña cantidad de dinero urgentemente, tan solo tendrás que entrar en Credy y solicitar tu préstamo con la cantidad que necesites, hasta 750 euros como máximo. Nuestra entidad se encargará de estudiar tu solicitud y en 15 minutos sabrás si tu préstamo online ha sido aceptado.

En Credy trabajamos para ayudarte a elegir un préstamo ideal para ti. Tú simplemente tendrás que elegir el importe que necesitas y el plazo de devolución que más te convenga. Nosotros haremos el resto del trabajo para buscarte el préstamo que necesitas. Confiamos en las personas y por eso ofrecemos todo tipo de préstamos online prácticamente sin requisitos exigidos. Tan sólo con disponer de una cuenta bancaria, ser mayor de edad y contar con unos ingresos periódicos, ya podrás acceder a un préstamo de Credy. ¡Solicítalo hoy mismo y solventa ya tus apuros económicos!

¿Estás listo para obtener tu préstamo al instante?

¡Consigue tu dinero ya!