Qué es un planificador financiero y cómo utilizarlo

Un planificador financiero es un profesional asesor en la gestión del dinero. Los asesores financieros pueden prestar sus servicios orientando en un caso puntual como ser la contratación de una hipoteca. Pero también podemos contratar sus servicios de manera permanente, en cuyo caso este asesor financiero personal realizará una planificación de la gestión de nuestro patrimonio, pasando entonces a ser un planificador financiero. Se trata de un concepto de integración y por ello, la planificación financiera personal es la gestión patrimonial integrada.

En Europa, es un asesor financiero cualificado y certificado por la Asociación Europea de Certificación en Asesoría y Planificación Financiera-Patrimonial (EFPA) o por la European Financial Advisor (EFA), que acredita sus habilidades y su independencia.

Qué es un planificador financiero

¿En qué consiste su trabajo?

Lo que hace un planificador financiero es ayudar a su cliente a descubrir sus necesidades financieras, analizando circunstancias pasadas, presentes y futuras, considerando su patrimonio, los impuestos que paga, su situación familiar, sus ingresos laborales y demás inversiones que pueda disponer. Su función no se reduce al consejo y planificación de inversiones, sino más bien a moldear el futuro económico del cliente y mejorar su relación con el dinero.

Un asesor financiero profesional, tiene conocimientos sobre economía, finanzas, mercados (bolsa, derivados, inmobiliario, etc.), también es experto en seguros y tiene conocimientos jurídicos y fiscales. Por lo que sus propuestas globales, tienen en cuenta todos estos factores.

Tras los escándalos financieros protagonizados por la banca tradicional, los planificadores financieros están en entidades de asesoramiento financiero (EAFI). Esta figura apareció en 2008 por la Comisión Nacional del Mercado de Valores, para ajustarse a la Directiva Comunitaria y así diferenciar los servicios y capacidades de los diferentes agentes que existen en el mercado, separando el asesoramiento, la venta y la comercialización de productos financieros.

Quien necesita un planificador Financiero y cuánto cuesta

Cuando pensamos en qué es un asesor financiero, lo asociamos frecuentemente a las necesidades de los grandes inversores de dinero.  Sin embargo, para tener una planificación financiera no es imprescindible tener grandes patrimonios, solo es necesario reconocer la necesidad de distribuir bien la capacidad de ahorro y patrimonio, en función de nuestra propia situación, objetivos y necesidades.

Cualquier persona con cierta inquietud en sus finanzas está interesada en ahorrar más en casa para tener libertad financiera; evitar grandes errores, como las hipotecas con cláusula suelo; mejorar su nivel y calidad de vida en las distintas etapas vitales, y finalmente, tener tranquilidad sabiendo que su ahorro está bien gestionado.

Además de esto, y considerando la coyuntura económica de bajos tipos de interés en los depósitos (y la subida de los precios, del IPC), el ahorrador de familia conservador no solo no obtiene rentabilidad, sino que está perdiendo dinero por tenerlo en la cuenta. Todo ello provoca que no sepamos qué productos o qué estrategias son las más adecuadas para rentabilizar nuestro dinero.

El precio de un planificador financiero es muy variable. La retribución de este tipo de profesionales puede proceder de varias vías. La principal debe ser la retribución o pago de honorarios por parte del cliente. Se paga una tarifa por una consulta de asesoramiento puntual o una comisión por patrimonio gestionado anualmente e incluso vinculado a objetivos. Es algo que está al alcance de todos los bolsillos.

Contrariamente a lo que se puede pensar, la principal diferencia entre un asesor financiero independiente y un asesor que trabaja en un banco no es que uno cobra por la asesoría y el otro no. El asesor del banco cobra comisiones por los productos financieros “colocados”, solo que estas comisiones (o retrocesiones) están implícitas, y no discriminadas, en el costo del producto financiero y el cliente no las ve.

La principal diferencia es la independencia del asesor financiero, ya que no tiene conflictos de interés cuando recomienda productos pues no hay comisiones (no debería) que están ligadas a sus ingresos, y en caso de que las haya, se las devuelven al cliente, reduciendo el coste de su factura global.

Planificador financiero online

Estamos siendo testigos de una profunda transformación de negocios tan tradicionales como la banca cuyos servicios se diversifican al tiempo que se digitalizan a una velocidad vertiginosa.

Después de los excesos de la crisis, las directivas europeas en el ámbito financiero buscan establecer una diferenciación entre bancos que comercializan y bancos que asesoran. Los asesores financieros gratuitos a sueldo y dependientes de una entidad financiera legalmente van a desaparecer, y solo quedarán los asesores financieros independientes de pago exclusivo por cuenta del cliente.

Sin embargo, los precios de estos últimos pueden dejar de lado a pequeños y medianos ahorradores e inversores que pueden ser los grandes clientes del mañana. Es un hueco de mercado desatendido, que está empezando a ser cubierto por entidades emergentes de base tecnológica.

Aquí es donde entra la figura del planificador financiero online. Gracias a Internet y a aplicaciones que simplifican los procesos, los clientes pueden obtener un asesoramiento financiero online, de forma rápida y a bajo precio.

Las aplicaciones de finanzas personales para web y móviles integran muchos servicios, incluidos el acceso directo a estrategias de inversión de gestores profesionales y/o de otros particulares que quieran compartir sus ideas de inversión.

El número de inversores y usuarios que demandan asesoramiento a través de Internet está en aumento ya que cada vez hay más usuarios habituados al uso de las nuevas tecnologías para la búsqueda de información y gestión del dinero, en Credy.es no somos ajenos y por eso te lo contamos en nuestro blog.

El valor del asesoramiento financiero online es la información y el conocimiento compartido de todos los usuarios de una red social financiera. Lo llaman inteligencia colectiva aplicada a las finanzas.

¿Estás listo para obtener tu préstamo al instante?

¡Consigue tu dinero ya!